Rafael Uzcátegui: “Chávez soltó los demonios y recogerlos implica hacerlo a sangre y fuego”

Imprimir

SE DESLIGA LA “IZQUIERDA BOBA”

 

CORRESPONSALÍA CARACAS

 

Diecinueve años acaba de cumplir Patria para Todos (se escindió de La Causa R) y a lo largo de estas dos décadas Rafael Uzcátegui ha sido uno de sus robles: en 2012 lideró la resistencia contra la facción de Henri Falcón que a través de Simón Calzadilla trató de secuestrar al partido de izquierda para ponerlo al servicio de la oligarquía.

Rafael Uzcátegui desde entonces quedó como principal vocero de PPT y aunque mantiene apoyo irrestricto a la Revolución Bolivariana, sabe lanzar sus dardos a la yugular. Coincide con Aristóbulo Istúriz en que la posición defensiva está quedándose atrás.

 

-¿Cuál es su evaluación en cuanto a la estabilidad del Gobierno?

 

-El Gobierno bolivariano, tras ser sometido a una ofensiva, a una sobrepresión que tuvo como centro su economía, creo que la ha venido superando, porque los propios actores políticos que convocaron a esa guerra y a salir del Presidente, han acusado una derrota que el propio Merrill Lynch acaba de afirmar: que lo peor de la crisis pasó. Estamos pasando de la defensiva a la contraofensiva.

 

-¿Cómo se manifiesta esa transición entre defensiva y contraofensiva?

 

-Por ejemplo, la reunión los No Alineados es un hecho de contraofensiva. El Presidente usó su competencia para responder contraofesivamente.

 

-¿Cree como dijo Aristóbulo Istúriz que en mayo se tocó fondo?

 

-Aristóbulo es un dirigente del gobierno y tiene elementos que van mucho más allá análisis político. La contraofensiva se inició en septiembre, nos vamos anotando victorias importantes. Primero, el fracaso de la convocatoria del 1 de septiembre con un llamado insurreccional, que tenía que ver más con el cronograma impuesto por Estados Unidos y no con la realidad nacional.

 

-¿Qué desmanteló ese llamado insurreccional?

 

-Primero, las propias contradicciones de la MUD. Segundo, que el pueblo venezolano no los acompañó, aun estando sectores inconformes con el Gobierno. Una insurrección necesita del pueblo.

 

-¿Qué es lo que el pueblo evalúa que no termina apoyando a la oposición a pesar del descontento actual?

 

-Chávez dejó un importante espacio de conciencia popular sólida, la cual ha impedido que gente, que incluso está en desacuerdo con el gobierno de Maduro, acompañe a la oposición.

 

CAPRILES TÍTERE DE RAMOS ALLUP

 

El referéndum tampoco es viable para Uzcátegui, quien atribuye a Henry Ramos Allup el que la oposición no lo haya priorizado en su oportunidad. “No hay espacio legal cronológico para que avance, va para el próximo año, si es que la oposición insiste, porque creo que se va dividir”.

 

“Henry Ramos Allup, que es el actor principalísimo de la oposición, ha actuado de acuerdo a sus intereses derechistas y puso Capriles a protagonizar el referendo y él se reserva para su batalla, que es la electoral.

 

-Esta contraofensiva que tú citas, ¿consolidará electoralmente al Gobierno?

 

-Se trata de recuperar los espacios perdidos por el desgaste natural del Gobierno. Sin embargo, si ves cualquier gobierno europeo, de esos que llega con el 37%, el PSUV tendría una altísima votación.

 

Y a continuación Uzcátegui desgrana algunos misiles sobre territorio aliado. “Polarizar y sostener la polarización fue erróneo, porque permitió a la derecha unirse. Hemos facilitado su unión y que desde el Consejo Nacional Electoral se le facilite la existencia de la MUD como partido, cuando nunca lo ha sido. Era una alianza que no te consolida como partido sino que cumples los requisitos. La MUD no la cumplió”.

 

-Ni la MUD es legal ni los partidos que la conforman. De acuerdo al Tribunal Supremo de Justicia y CNE estamos frente a una derecha ilegal electoralmente.

 

-¿Cuál ha sido el aporte de PPT para el despliegue de la contraofensiva?

 

-El solo hecho de que existamos como partido le da una respuesta al mundo de que el proyecto bolivariano es diverso.

 

-¿Puede darse como hecho consagrado el aguante del pueblo con respecto a la guerra con los alimentos?

 

-Todavía no, ahí subyace, quedan las colas. Todavía está enquistado el error del gobierno: el rentismo y su avance. No avanzó el poder popular. Si hubiera habido poder popular en Táchira, las guarimbas no hubiera avanzado.

 

-Si el poder popular fuera un poder popular, la derecha no hubiera ganado las elecciones a la Asamblea Nacional. Es una debilidad que tenemos que reconocer.

 

-¿Sigue siendo una ventaja incomparable para el gobierno la oposición con la que cuenta?

 

-Creo que puede haber un sector socialista opuesto al gobierno, pero no existe, porque los espacios políticos no lo han permitido, porque el PSUV ha reducido al Estado a su propia fuerza, a sus propios límites. Nosotros hablamos de un gobierno del Gran Polo Patriótico que represente las diferentes visiones de izquierda.

 

-Nicolás Maduro ganó con el concurso de la alianza del Gran Polo Patriótico, pero esa alianza no cabe en el gobierno. Si el PSUV hubiera ido solo a las parlamentarias solo ganaba 21 diputaciones. En diciembre hubo una corrida electoral porque pretendían pasarle factura al gobierno y no sabe que se la pasó a la revolución.

 

-El PSUV construyó leyes electorales que niegan la proporcionalidad y ahora la derecha las hará a su conveniencia, aunque el Ejecutivo puede vetarlas.

 

-¿Este tramo histórico presenta una lucha de clases?

 

-La lucha de clases está ahí. Los sectores capitalistas imperiales trataron de ocultarla. Lo que hace la oposición lo hace en términos de clase. Qué es lo que piden Capriles y Lorenzo Mendoza: economía abierta.

 

DICTADURA DE LA INFORMACIÓN ¿Las colas pueden rebobinarse como factor de presión contra el Gobierno?

 

-Las colas son estrictamente para comprar productos regulados. Hablar de escasez es mentira. Hay de todo, lo único es que están muy caros. Eso es libre mercado. ¿Quién ha impuesto los precios? No se ha dado una explicación de los acuerdos entre el Gobierno y los sectores económicos. El Gobierno está entrampado con sus acuerdos secretos. Es importante derrotar la dictadura de la información y saber quiénes se están haciendo ricos.

 

-¿Eso compactaría al Poder Popular?

 

-Eso ayudaría, porque el Poder Popular dejaría de ser el poder de la bolsa.

 

-¿La oposición de hoy está en condiciones de desalojar a Maduro del poder?

 

-Si hubiera estado en condiciones lo hubiera hecho. Vienen de fracaso en fracaso. Su única victoria fue la del 6 de diciembre. El chavismo sigue siendo la primera fuerza. La oposición creció por el auto castigo de un sector del chavismo. Ramos Allup esta angustiado de que se le pase el tiempo y por eso dio el plazo, porque sabe que esos precios (bajos) del petróleo no se pueden sostener, porque Arabia Saudita, Rusia y las petroleras no los aguantan y tienen que ponerse de acuerdo con la compañías. Nadie daba medio por el gobierno de Siria y ahí se mantiene.

 

-¿La contraofensiva viene atada a la recuperación del precio del petróleo?

 

-Le hago un llamado dramático al presidente Maduro: no siga poniendo incapaces frente a las empresas públicas. Hay que buscar la honradez y la ética. Yo prefiero tener un fracaso honesto frente a una empresa que a brillante ladrón o capitalismo.

 

-La única posibilidad de enfrentar con éxito el rentismo es contar con gente honesta. Tiene que prevalecer la ética. El socialismo sin la ética no avanza.

 

-Si hipotéticamente la oposición llega al poder, ¿pudiera con este país?

 

-Chávez soltó los demonios. Recogerlos implica hacerlo a sangre y fuego. En Chile y Argentina, donde era menos, tuvieron que recurrir al Plan Cóndor, a la represión masiva y selectiva. En este caso no sé cómo lo van a hacer.

 

-¿No hay una figura en la oposición que pudiera nuclearse al chavismo de base?

 

-Hasta ahora no. Lo intentó hacer de manera oportunista Henri Falcón.

 

EL CHAVISMO Y EL PSUV

 

-El chavismo como corriente no está circunscrito al PSUV, va mucho más allá, es diverso y complejo reunirlo y convocarlo y creo que es el propósito de Maduro con el Congreso de la Patria, aunque algunos sectores siguen acostumbrados a actuar como partido único. Estoy seguro de que el presidente Maduro quiere un gobierno con otros factores, pero el propio PSUV no se lo permite.

 

-A pesar de ser enorme y la envidia de países europeos, el PSUV fracasó porque necesita de la participación de los patriotas. La diversidad es el camino, así como el socialismo ético y productivo.

 

IZQUIERDA BOBA

 

Rafael Uzcátegui es emblema vivo de elevación: es sabido que su nombre estaba vetado como figura electoral en el alto mando de la Revolución, pero ello no lo llevó a brazos de sus enemigos y en “la batalla” del 2012, cuando Henri Falcón intentó hacerse del PTT, puso de lado sus eventuales rencores y preservó al partido para la Revolución. Por eso se permite críticas contra aquella que viniendo de la izquierda le tienen la cama a los factores económicos.

De esta izquierda dice que está enredada en su propia existencia.

 

“Después de Maduro, ya sea por la vía insurreccional o de un revocatorio, quién viene después. Vendría la derecha, y en mi caso yo no voy a trabajar para que la derecha gobierne, voy a trabajar para que la izquierda gobierne.

-La ausencia del presidente Maduro debería estar acompañada de un dirigente popular de izquierda.

 

-Un sector de la izquierda puede estar en desacuerdo con el Gobierno o sus políticas, eso es legítimo. Ahora, lo que es bobo y tonto es trabajar para la derecha.

 

-Si estos sectores, con algunos que fueron ministros y funcionarios, fuesen una alternativa…, ataja Uzcátegui para ilustrar.

 

-¿Será que se derechizaron?

 

-Algunos aparecieron de la noche a la mañana como sectores de izquierda y otros se habían marchado hacia otros derroteros.

 

-Las conquistas no podemos dejarlas en manos de la derecha por dejarte dominar por rabietas y pequeños odios. Una parte de los que se fueron lo hicieron por pequeños odios o porque estaban en cargos y ya no podían estarlo. Por encima de todo eso está cualquier diferencia.

 

Entrevista

Página 9 Noticias Del Tuy