Luis Eduardo Garcia Diputado al Clec: ¡El que ha sido picado de culebra cuando ve un bejuco brinca!

Imprimir
PROHIBIDO OLVIDAR.
 
Pareciera que se apodera dia a dia, producto de la circunstancia de la pandemia y los operativos de equipamiento de combustible a sectores priorizados, una vieja y mala practica aplicada por los cuerpos de seguridad de la cuarta república y abolidas por nuestro comandante eterno Hugo Chávez, de reprimir al pueblo, que con dignidad y nobleza exige honestidad y transparencia en  la aplicacion del dispositivo para surtir combustible, intuyo, olfateo y desconozco las verdaderas razones co la cual se pretende a través de esa mala praxis y arma de la cuarta república, amedrentar a traves del maltrato y las constantes violaciones de derechos humanos a nuestra gente, por parte de algunos cuerpos de seguridad, que se alejan de la unidad civico-militar y pretenden convertirse nuevamente en cuerpos de represión, se los digo yo que he visto con indignación, como se ha tratado al pueblo, que en su desespero por buscar solución a los tantos problemas que nos agobian dia a dia.
Veo con asombro y recuerdo aquellos dias oscuros de la represión y guerra psicológica a la cual fuimos sometidos, en los frios calabozos en Naguanagua estado Carabobo, de la extinta Disip cuerpo encargado de represion contra estudiantes y politicos que nos oponiamos a los gobiernos corruptos adecos-copeyanos de turnos o en los del comando de la policia estadal en Navas Espinolas o las decenas de allanamientos a nuestras residencias en la epoca de dirigente estudiantil.
No se porque estoy intuyendo que se pretende implementar nuevamente, esa cultura que formaba parte del pasado, este escrito que pretende alertar y de analizar la actuación de algunos funcionarios de las fuerzas armadas en la calle, quizas sea visto como un acto de indisciplina, pero solo pretendo llamar la atencion para evitar males mayores y se apropie por la via de la imposición una actitud hostil, arrogante y despota contra el noble y digno pueblo venezolano, que se encuentra en total estado de indefensión ante la usura, acaparamiento, especulación y  la galopante corrupción en todos los terminos, defiendo al pueblo en su derecho y el Mio a expresarse y defender una posición, estaré en contra cualquier abuso de la Guardia Nacional o cualquier otro cuerpo de seguridad cuesteme lo que me cueste.
Me perdonan mi sinceridad y mi insinuación contra la desvalida union civico-militar que esta amenazada en mala hora sin saber el porque. Dicen que Guerra avisada no mata soldado y si lo mata es por descuidado.
Finalizo haciendo un llamado a la sindéresis de las Fuerzas Armadas y a caminar nuevamente la senda de Bolivar y Chavez y no la de Paez, Santander y la de muchos apatridas que terminaron entregando la esperanza del pueblo valiente, humilde y noble a los oscuros intereses de los enemigos de la patria.
 
El pueblo merece una disculpa colectiva, por tanta vejacion, atropellos y violación de los derechos humanos por parte de algunos funcionarios  de las fuerzas armadas.
-Por el rescate de la verdadera unión civico-militar.
-La esperanza no se espera, es ahora y entre todos...
-Por una actitud etica, segura, soberana y productiva.
 
¡NECESITAMOS CONSTRUIR UN HOMBRE O MUJER QUE ACTUE POR INSTINTOS MORALES Y NO POR DINERO! 
           Ernesto Che Guevara.